Camila salió a jugar a la casa de su mejor amiga, pero ya no regresó con vida. Su madre le envía mensaje hasta el cielo.

Sale a la luz desgarrador video de Camila llegando feliz a jugar a casa de su amiguita antes de la tragedia. El caso de la menor de 8 años sigue generando indignación en México y el mundo, pues al pasar de las horas siguen revelandose más detalles de su feminicidio.

Todo sucedió en Taxco, Guerrero el pasado miércoles 27 de marzo. Camila pidió permiso para ir a jugar a la casa de su mejor amiga, pero jamás regresó.

Las cámaras de vigilancia han sido de gran ayuda para encontrar a los responsables, que en primer instancia negaron haber visto a Camila.

Ahora se sabe que la pequeña Camila llegó a la casa de su mejor amiga alrededor de las 13:00 horas.

Su madre fue a recogerla a las 18:00 horas y la ahora fallecida, Ana Rosa (madre de la amiga de la menor) afirmó que la niña nunca había llegado, desencadenando una búsqueda desesperada y la denuncia de su desaparición.

Ese mismo día, la familia comenzó a recibir llamadas anónimas exigiendo un rescate de 250 mil pesos por la vida de Camila, pero la familia se negó a ceder ante la extorsión.

Como los secuestradores no recibieron lo que querían decidieron quitarle la vida a Camila. Hoy se sabe que la ahorcaron.

Las camaras de vigilancia también mostraron que los involucrados, sacaron el cuerpo de la menor en una bolsa de basura y la subieron a un taxi. La familia descubrió el cuerpo el jueves 28 de marzo y solicitó ayuda a las autoridades.

Como ahora se sabe, las autoridades de Taxco tardaron en actuar a pasar de que con pruebas en mano, los familiares de Camila pidieron justicia, lo anterior provocó gran enojo entre la población y decidieron hacer justicia por ellos mismos.

En medio del tumulto, tres personas fueron linchados, y posteriormente se reportó la muerte de Ana Rosa en los separos del Ministerio Público de Taxco.

Autoridades fallidas
Durante el linchamiento, el Secretario de Seguridad de Taxco, Doroteo Eugenio Vázquez, informó en diverson medios nacionales que la situación se salió de control ya que únicamente seis policías municipales, sin apoyo del Gobierno del Estado, fueron enviados para frenar a una multitud de más de 400 personas.

Más tarde, el funcionario Vázquez culpó y revictimizó a la mamá de Camila por su secuestro y asesinato, afirmando que el feminicidio de la menor de edad ‘fue su responsabilidad por no cuidar a su hija’, ya que, según él, hubo ‘omisión’, pues ‘los padres son los responsables de vigilar a sus hijos’.

La madre de Camila busca consuelo
Una madre jamás debería enterrar a sus hijos, pero la madre de Camila tuvo que hacerlo luego del feminicidio de su hija.

Las palabras de Magui Díaz, madre de Camila, fueron:

«Ayúdame a ser fuerte para no volverme loca, lo voy a aceptar, ya no serás mi hija. Vieras cuantas personas estuvieron para ti, no te imaginas cuantas, Cami, te amo mamita, te amo», fueron las últimas palabras entre sollozos que Magui le dejó a Camila.